Cuidado a domicilio

Monitorización del cuidado a domicilio con NFC y RFID en sanidad

Sector

Servicio de enfermeras de cuidado a domicilio

Contexto

Un grupo de enfermeras a domicilio visitaban varios pacientes en sus casas, teniendo que registrar manualmente sus visitas así como los detalles de la salud, del cuidado y tratamiento del paciente.

Problema

El tener que rellenar manualmente la información de la visita y salud del paciente conllevaba mucho tiempo de las enfermeras y muchas veces los datos eran imprecisos. Si una enfermera se saltaba la visita de un paciente u olvidaba su tratamiento o darle la medicación, no había una forma concreta de verificar las visitas, salud y cuidado por parte de la enfermera. Un día, los familiares de un paciente acusaron a una enfermera de no visitar al paciente diariamente. Debido a que las visitas diarias eran parte del servicio y tratamiento de salud, esto se convirtió en un gran problema con la junta de enfermería.

Solución

Las enfermeras fueron equipadas con teléfonos Android con NFC y al entrar y salir de los hogares de los pacientes, fichaban pasando sus teléfonos junto a los TAGs NFC de estos domicilios. Al disponer de un registro preciso de las visitas con el escaneo de los TAGs NFC, se ganó otra vez la confianza de las familias de los pacientes y se hizo más fácil la facturación para estas enfermeras. Asimismo generó menos papeleo para las enfermeras que necesitaban acceder a la información médica y tratamiento de cada paciente. Estas enfermeras pasaron a obtener la información del tratamiento y salud acercando sus teléfonos a las tarjetas de identificación de los pacientes equipadas con TAGs NFC.

Conclusión

La confianza entre los familiares de los pacientes y las enfermeras se reforzó con el uso de TAGs NFC que registraban minuciosamente las visitas, la salud y el cuidado por parte de la enfermeras, permitiendo también crear fácilmente facturas precisas para los pacientes. Ahora las enfermeras pueden destinar más tiempo a sus pacientes ya que se necesita menos papeleo y se pierde menos tiempo en quejas. La mayor satisfacción de los clientes generó recomendaciones, lo cual dio lugar a un incremento del número de pacientes atendidos por las enfermeras y consecuentemente, de sus ingresos.